19
abril

El agua como instrumento educativo

La Ruta del Agua en Granada es un recorrido muy especial que lleva a descubrir los rincones más escondidos de uno de los barrios más antiguos de la ciudad, El Albaicín.

Pudimos disfrutar de una fantástica jornada acuífera, acompañados por un sol espléndido y los conocimientos y experiencias de Rafael Villanueva, experto en la materia y conocedor de cada rincón de los Aljibes.

Los Aljibes son depósitos de agua repartidos por todo el barrio del Albaicín, el Realejo y también en el interior de la Alhambra, que durante la época árabe comenzaron a expandirse para poder dotar de abastecimiento acuífero a toda la población que se instaló en la colina situada frente a la muralla roja. Fue tal su repercusión que sin estos recursos no habría sido posible el asentamiento de dicha población.

Como elemento embellecedor Los Aljibes tornan los barrios granadinos de una magia especial, siendo un elemento característico y llamativo para toda persona que pasea por sus calles.

La Ruta del Agua nos descubre que de los 28 aljibes que se conservan en la ciudad algunos todavía siguen en uso, repartidos entre el Albaicín, el Realejo y en el interior de La Alhambra.

Animamos a todos los colegios y padres que utilicen La Ruta del Agua como herramienta educativa para transmitir a los niños y niñas desde pequeños lo necesaria que es el agua para vivir y poder estar sanos.

Un recorrido por los aljibes granadinos puede ser una buena forma de educar a los peques para que valoren su importancia y sepan cuidar un bien escaso que todavía se puede disfrutar en los barrios granadinos, su sonido y belleza nos trasladan a otra época en la que gracias a estas construcciones toda una población podía autoabastecerse.

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *